Jan Antonín Koželuh y Leopold Koželuh, dos primos ligados por la música

14-03-2015

En el espacio dedicado a la música clásica nacional, hablaremos en esta ocasión de Jan Antonín Koželuh y Leopold Koželuh, dos destacados compositores checos de la segunda mitad del siglo XVIII y, además, primos hermanos.

Los primos Jan Antonín Koželuh y Leopold Koželuh provienen ambos de la ciudad de Velvary, en Bohemia Central. El primero nació allí en 1738 y el segundo nueve años más tarde.

Jan Antonín Koželuh componía para la popular ópera italiana

Jan Antonín KoželuhJan Antonín Koželuh Jan estudió primero en el colegio jesuita de la localidad de Březnice y más tarde en Praga, donde fue desarrollando sus conocimientos y habilidades en composición e interpretación musical con el destacado compositor y organista Jan Seger. De 1764 a 1768, Jan Antonín Koželuh estudió composición de ópera en Viena. Tras su regreso a Bohemia trató de hacerse valer como compositor en la entonces muy solicitada y popular ópera italiana.

Las óperas de Jan, en especial la titulada ‘Alexander en La India’ y la ‘Demofonte’, fueron recibidas con entusiasmo en los centros operísticos de Praga. En cuanto a la música laica, el mayor éxito lo alcanzó Jan con su ‘Concierto en Do Mayor para fagot y orquesta’.

Temas espirituales ocuparon un importante lugar en la vida y obra de Jan Antonín Koželuh

El Monasterio de Strahov, foto: Kristýna MakováEl Monasterio de Strahov, foto: Kristýna Maková Jan Antonín Koželuh se dedicaba sobre todo a actividades espirituales y ello tanto en la música, como en su vida personal. A lo largo de 30 años fue concertista en el templo de San Vito en Praga y junto con ello fue organista durante 40 años en el Monasterio de Strahov, en Praga. Fue fiel a esta actividad hasta el fin de su vida en el año 1814. El bicentenario de la muerte de este compositor fue conmemorado en Chequia en febrero de este año.

En los archivos musicales de la catedral de San Vito se han conservado hasta el presente decenas de partituras de composiciones religiosas de Jan Antonín Koželuh, como misas, letanías, motetes, oratorios y otras, que demuestran la maestría de su autor y confirman su excelente dominio de las técnicas de la composición.

Leopold Koželuh aprendió música con su primo Jan Antonín

Leopold Koželuh a su vez, estudió música en Praga justamente bajo la dirección de su primo mayor, Jan Antonín Koželuh, así como con František Xaver Dušek, célebre compositor y cercano amigo de W.A.Mozart. Después del éxito de sus primeras obras, las de ballet y pantomima, Leopold abandonó los estudios de Derecho y decidió dedicarse exclusivamente a la música.

En 1778 se marchó a Viena, donde adquirió tanta popularidad como pianista, pedagogo musical y compositor, que pudo rechazar la oferta del arzobispo de Salzburgo para entrar a trabajar para él como organista principal, en calidad de sucesor de W.A.Mozart.

Leopold Koželuh centró su interés de músico en las composiciones para piano. Célebres son en especial sus tríos y sonatas para piano.

Gracias a sus altas cualidades interpretativas y de composición, Leopold Koželuh llegó a ser recibido por círculos de la alta aristocracia y ya a comienzos de los años 80 daba clases de música en la corte imperial de Viena.

Nombran a Leopold Koželuh jefe de la orquesta de la corte

Franscisco IIFranscisco II La culminación de la carrera artística y de la vida de Leopold Koželuh fue el año 1792 cuando, independientemente de las protestas de Antonio Salieri, fue nombrado jefe de orquesta y compositor de la corte del emperador Franscisco II. A la hija del monarca, María Luisa de Austria, quien posteriormente sería emperatriz de Francia, esposa de Napoleón I Bonaparte, Koželuh le enseñó durante seis años piano.

Leopold Koželuh aprovechó su maestría en el arte de la composición en casi todos los géneros musicales de entonces. Su obra está formada casi exclusivamente por música laica.

Una de sus obras que forma parte del mínimo y poco conocido capítulo del legado musical de Koželuh, es el oratorio ‘Moisés en Egipto’, del año 1787.

Leopold Koželuh fue un compositor realmente fructífero. Es autor de 40 conciertos para piano y 60 sonatas, seis cuartetos de cuerda y además de canciones, oratorios, óperas y ballets también de 30 sinfonías.

Leopold Koželuh fue muy apreciado en Viena

Sus composiciones solían tocarse con gran éxito en los más diversos lugares de Europa. Al ser interpretadas las sinfonías de Koželuh en Londres por ejemplo, eran dirigidas con frecuencia por el famoso compositor austríaco Joseph Haydn.

En los anteriormente mencionados seis cuartetos para violín, Leopold Koželuh se aproximó en mayor medida al entonces entrante romanticismo musical.

Leopold Koželuh fue un compositor muy exitoso y altamente reconocido en su época. La fama de la que gozaba en Viena era comparable a la que tenía Haydn, e incluso Mozart y Beethowen.

14-03-2015