Quedarse en casa con los padres

20-01-2006

Un amigo me decía a manera de broma: "Lo mejor es quedarse con los padres en casa, así ellos te mantienen, pero tener hijos para que te mantengan". Si bien se trata de un caso extremo que no rige como norma en la República Checa, es muy alto el número de hijos que siendo adultos siguen viviendo con sus padres.

En A Toda Marcha conversamos con algunos jóvenes checos que nos comentarán qué opinan sobre el hecho de quedarse viviendo en la casa de los padres.

Algunos jóvenes checos estiman que a los 20 años ya deberían dejar el "nido" familiar y buscarse la vida por sí mismos. Utilizar la casa de los padres como un hotel y además vivir gratis no es la mejor opción.

Vivir solo es más complicado. Los jóvenes reconocen que la vida sin el ala protectora de los padres las 24 horas del día es más dura. De la noche a la mañana se dan cuenta que el refrigerador no se llena solo. Que si quieren leche o frutas hay que ir al supermercado y comprarlas con el dinero que disponen.

"Creo que vivir con los padres es mucho mejor, porque así uno tiene menos preocupaciones. No tiene que resolver tantas situaciones nuevas ni analizar tantas informaciones sobre qué es lo mejor de las diferentes ofertas del momento", reveló Jan, un joven técnico de Praga.

Recientes estudios demuestran que en la República Checa más del 80 por ciento de los jóvenes entre los 18 y los 24 años viven con sus padres y prefieren no cambiar su estatuto.

Los estudios realizados en algunos países occidentales demuestran una situación muy diferente entre los jóvenes que más bien optan por abandonar pronto el hogar de los padres.

Por ejemplo en Inglaterra se dice que "en caso de que un joven se quede en la casa de los padres, aun cuando ya trabaje y coopere con los gastos, es muy mal visto por la sociedad, porque se interpreta como que se aprovecha de los padres",se sostiene en un estudio europeo.

En la República Checa la juventud argumenta que opta por permanecer en la casa de los padres por la mala situación de la vivienda en el país. Un joven que recién empieza a trabajar no dispone de suficientes medios para pagar un alquiler y menos para comprar o construir una casa.

"Conseguir casa es muy difícil. Y si uno es joven, digamos entre los 20 y los 25 años tiene menos posibilidades, sobre todo económicas, es por eso que vivir con los padres es más ventajoso. Muchas veces no hay otro remedio".

El Eurobarómetro indica que el 60 por ciento de los jóvenes checos sostiene que la falta de vivienda barata es la causa principal del porqué se quedan a vivir con los padres después de terminar estudios y empezar a trabajar. Libor es otro joven checo que vive con su esposa y su hijo en casa propia, en las afueras de la capital, asegura que la juventud tiene muchos problemas.

"Al final de cuentas por qué no.pueden quedarse los hijos más tiempo con los padres. Si existen problemas de vivienda esa es una solución. Yo personalmente no lo hice, pero no critico ni condeno semejante decisión"

En los países escandinavos, por ejemplo, la situación es completamente diferente. El cincuenta por ciento de los jóvenes de 19 años vive por su cuenta. Algo similar sucede también en Gran Bretaña y en Alemania.

Y en sus países amigos. Buscan los jóvenes pronto la independencia de los padres?

20-01-2006