Cada vez nacen más gemelos

19-01-2007

Cada vez nacen más gemelos. En la República Checa se registra una especie de "boom" en el nacimiento de gemelos. Mientras que a principios de los años 90 había un par de gemelos por cada cien nacimientos, en 2005 por cada 50 alumbramientos nació un par de gemelos.

En A Toda Marcha conversamos hoy con Irena, madre de un par de niñas gemelas, que nos contará cómo se vive con niños gemelos en la República Checa.

"Tengo dos niñas gemelas y pude comprobar que al lado de la alegría que nos dan los hijos, debo reconocer que, con su crecimiento, aumentan los problemas".

Marie y Lenka tienen seis meses, así que todavía utilizan el cochecito para viajar, y según nos dice su mamá Irena, muchas veces resulta toda una aventura.

"El cochecito para gemelos es el doble de uno para un solo niño. Entrar en un autobús o tranvía resulta a veces algo sobre humano, sobre todo sin uno está solo. Las puertas son más bien estrechas y una persona sola no puede con semejante peso".

Los expertos sostienen que el aumento del nacimiento de gemelos en la República Checa responde al incremento de los tratamientos de infertilidad entre la población.

Cada vez es mayor el número de parejas que acuden a sanatorios especializados en busca de ayuda. Las parejas con problemas de fertilidad desean tener hijos y en muchos casos lo consiguen, pero en un alto porcentaje son gemelos.

Irena, la madre de las gemelas Marie y Lenka resalta que es muchísimo el trabajo con dos niños a la vez.

"Con dos niñas tan pequeñas resulta todo más complicado, por ejemplo una duerme y la otra quiere jugar. Termino de vestir a una y la otra se ensucia o se desviste. Es indispensable que mi esposo me ayude y aún así no es suficiente".

Muchas agencias que prestan servicios para atender niños se niegan a cuidar gemelos, o cobran mucho más y, por ejemplo, una pareja joven no puede permitirse gastos de más.

"A veces nos ayuda la abuelita, pero confiesa que cuidar a dos niñas a la vez, le resulta muy difícil, por lo que dice que como mucho las cuidaría una hora. Eso es al menos algo, pero no es suficiente".

Ante la situación existente, los padres de gemelos, trillizos, cuatrillizos etc., han fundado centros de ayuda mutua, que visitan según sus necesidades. En la República Checa existen unos 30 centros y en Praga fue abierto el primero.

Los padres intercambian experiencias y "trucos" para salir adelante con los pequeños. Mutuamente hacen de niñeras y organizan juegos y actividades de entretenimiento para los niños. Se trata de organizaciones cívicas que han demostrado que pueden funcionar con buenos resultados, por lo que actualmente piden respaldo del Estado.

19-01-2007