La mejor manera de cómo conocer a los checos es ir a una cervecería

15-12-2004

Sandra Castiñeiras Carballo, de España, lleva dos años en la República Checa, donde se dedica a enseñar el español en la Escuela de Economía, en Praga. Se decidió por la capital checa porque le gustó su arquitectura y porque quiso aprender un idioma eslavo.

Sandra Castiñeiras CarballoSandra Castiñeiras Carballo ¿Le resultó difícil aprender el idioma checo?

"Es difícil todavía. Aún estoy en ello. La verdad es que cuesta trabajo porque es una lengua difícil y es difícil practicarla. Además, como profesora de español estoy continuamente en contacto con personas hispanoparlantes. Así que, si no tienes una pareja o un novio para practicar el idioma diariamente, resulta difícil".

¿Podría hacer una comparación entre estudiantes checos y españoles?

"Entre los estudiantes checos y los españoles hay muchas diferencias. Los estudiantes checos son más disciplinados, más respectuosos, más constantes y más trabajadores".

¿Qué fue lo que más le impresionó cuando llegó por primera vez a la República Checa?

"La belleza de la ciudad, su arquitectura y su tranquilidad".

¿Cómo fue para Ud. el encuentro con la cultura y la gente de la república Checa?

"Fue algo paulatino porque al principio conocí muchos españoles y extranjeros. Los primeros checos que conocí fueron estudiantes. Los checos son más introvertidos al principio y cuesta entrar en contacto con ellos. Yo creo que el mejor sitio para conocer los checos son las tabernas y los bares, donde se reúne la gente después de la jornada laboral. Y es allí donde la gente, después de dos o tres cervezas ya está más tranquila, más relajada y más comunicativa. Yo creo que para un extranjero es el mejor sitio para entrar en contacto con los checos y donde mejor se les puede conocer".

¿Tiene amigos checos?

"Sí, tengo. Pero casi todos están en contacto con el español".

¿?Qué es lo que más extraña en la República Checa?

"Como soy gallega, el pescado y el marisco. Aunque la comida checa me gusta, sobre todo para el invierno porque es una comida fuerte que te llena de energía. Me gustan las salsas y la carne de cerdo".

¿Soporta el invierno?

"No me cuesta tanto el clima. Lo que más me cuesta es la falta de luz, que anochece temprano. Pero el clima lo llevo bien porque es un clima bastante seco".

¿Cuáles son sus planes para el futuro?

"Me quedaré en Praga hasta agosto de 2005 porque tengo una beca de la Agencia Española de Cooperación Internacional que dura tres años y que finalizará precisamente en esa época. La verdad es que todavía no sé muy bien lo que voy a hacer. Voy a solicitar trabajo en Praga porque me gustaría perfeccionar el idioma. Pero todavía no sé si voy a seguir en Praga o no".

15-12-2004