Esta vez conversamos con Jan Farfán, hijo de padre peruano y madre checa. Hace trece años cambió el país andino, donde creció, por la entonces Checoslovaquia. Aprendió checo y cursó su carrera universitaria en la ciudad de Pilsen, en Bohemia Occidental. Ahora vive en Praga y trabaja en una compañía de asesoría.