Cordero de masa dulce, uno de los símbolos de la Pascua checa

19-04-2019

La Pascua es una de las festividades más populares en la República Checa. Pero a diferencia de otros países europeos, los checos vinculan la Semana Santa con las tradiciones tanto cristianas como populares, que se han conservado en el país desde tiempos remotos. Una tradición muy común es la de preparar un cordero hecho de masa dulce.

Foto: Eva TurečkováFoto: Eva Turečková

El cordero es uno de los símbolos más extendidos de la Pascua, quizás porque ya en los tiempos remotos en muchos lugares se veía a pastores con su rebaño de ovejas. En el cristianismo este animal hace recordar al Cordero de Dios, que perdona todos los pecados del mundo.

En Pascua se entrelazan en Chequia las tradiciones populares, judías y cristianas

El historiador Martin Franc, foto: Eva TurečkováEl historiador Martin Franc, foto: Eva Turečková De acuerdo con el historiador Martin Franc, del Instituto Masaryk de la Academia Checa de Ciencias, el cordero como símbolo de la Pascua tiene que ver con el judaísmo. Para los judíos las ovejas eran animales del rebaño de Dios.

”La tradición del cordero es verdaderamente muy antigua y tiene sus raíces en el judaísmo. Durante la fiesta Pésaj, que recuerda la huida de los judíos de Egipto, se consume carne de cordero, ya que los judíos se identifican con el rebaño de Dios, donde Dios es el Pastor. Esto pasó posteriormente a la tradición cristiana en la que no obstante, el cordero simboliza a Jesucristo quien se sacrificó para asumir el pecado de la Humanidad. Con frecuencia cuando se habla de una persona sin pecado e inocente se dice que es como el Cordero de Dios”.

”La tradición del cordero es verdaderamente muy antigua y tiene sus raíces en el judaísmo, pasando posteriormente a la tradición cristiana”.

En el territorio de la actual República Checa las tradiciones cristianas, así como las judías, se entrelazaron con las que se han conservado de los tiempos paganos, y esta mezcla se conserva hasta el presente.

Se conservan algunas tradiciones paganas relacionadas con el lunes que sigue a la Semana Santa

En Chequia los días festivos en Semana Santa son de Viernes Santo hasta el lunes siguiente, día en que renacen precisamente las tradiciones populares de los azotes a las mujeres con una varilla para que estén sanas y bellas durante todo el año, y de regalar las muchachas huevos pintados a los varones, o amarrarles cintas multicolores en las varillas.

El lunes de Pascua está vinculado en las Tierras Checas igualmente con una buena comida, tras acabar el período de la cuaresma. No obstante, en la tradición popular se trató siempre de comidas simples, debido a que la mayoría de las personas no disponía de recursos financieros que le permitieran un mayor lujo. Pero el cordero no debía faltar, ya se trate de carne de cordero o de un bizcocho en forma de este animal, sostiene Nina Provaan, especialista en antiguos platos de cocina checos.

Foto: pasja1000, PixabayFoto: pasja1000, Pixabay

”En tiempos antiguos había en estos territorios muchísimas ovejas que apastaban tanto en las llanuras como en las zonas montañosas. Pero debido a que por este país pasaron muchos ejércitos y se produjeron enfrentamientos bélicos, las ovejas poco a poco fueron desapareciendo hasta llegar a ser un plato especial y caro. En el campo dejó de haber carne y cuando la había, la vendían a la ciudad para tener algún dinero. Fue entonces cuando comenzaron a prepararse los corderos de masa dulce, para que no faltara el Cordero de Dios en la mesa de Pascua”.

Fue en tiempos antiguos y a raíz de las guerras que comenzaron a escasear animales en Europa, entre ellos los corderos. Fue entonces cuando comenzaron a prepararse corderos de masa dulce, para que no faltara el Cordero de Dios en la mesa de Pascua.

El historiador Martin Franc señala que, además, en la Edad Media en los territorios europeos, incluidas las Tierras Checas, el ayuno se respetaba estrictamente.

”En la Edad Media las reglas del ayuno durante la cuaresma eran respetadas muy a fondo. Tampoco se utilizaban muchos de los alimentos y adobos que tiempo después ya fueron permitidos. Me refiero por ejemplo a los huevos o a la manteca”.

Corderos de masa dulce no pueden faltar en Pascua

Franc admite que la costumbre de preparar corderos de masa dulce pudo haber nacido en los tiempos paganos, pero añade que testimonios escritos de su preparación provienen hasta recién del siglo XVI.

”Disponemos de documentos de finales del siglo XVI que testimonian sobre la preparación de los corderos en Pascua. Hay incluso una receta para prepararlo en un libro de cocina de Bavor Rodovský. Se trata de una receta muy complicada porque además de la masa contiene indicaciones para la posterior presentación del cordero. O sea que había que crear la ilusión de que el animal se encuentra apastando en un prado. Además de la propia receta se daba entonces mucha importancia a la parte decorativa”.

Nina Provaan, foto: Marta GuzmánNina Provaan, foto: Marta Guzmán De acuerdo con Nina Provaan, especialista en comidas nacionales antiguas, también la receta para el bizcocho en forma de cordero se fue desarrollando con el paso del tiempo y de acuerdo con la situación económica de los habitantes de este país.

”En vista de que el cordero de masa dulce era preparado en ocasión de fiesta, y que en Pascua no debía faltar en los hogares checos, poco a poco las amas de casa fueron perfeccionando su sabor. Le agregaban requesón por ejemplo, al igual que lo hacían con los dulces de Navidad. En Pascua, no obstante, esto era mucho más fácil, porque las vacas comenzaban a dar más leche, porque los terneros ya habían crecido lo suficientemente para dejar de alimentarse de leche materna y poder comer pasto primaveral. La leche podía usarse así junto con el requesón para la masa del cordero dulce”.

Cada familia checa guarda su receta ‘secreta’ del cordero de Pascua

Hasta el presente, el bizcocho en forma de cordero suele servirse en Pascua de postre o para el desayuno en la mayoría de los hogares checos. Cada ama de casa suele tener una receta familiar especial que guarda en secreto. Con frecuencia los corderos dulces están cubiertos de azúcar en polvo o chocolate, y decorados con una cinta de color, amarrada alrededor de su cuello, dice el historiador Martin Franc.

“Muchas personas actualmente no saben por qué se conmemora la Semana Santa y qué significado tiene el preparar un cordero, ya sea asar la carne de cordero o preparar uno de masa dulce. Y menos saben todavía que este animal es uno de los símbolos principales de la Pascua”.

”Sin embargo, a raíz de la gran secularización de la sociedad, en la aplastante mayoría de los hogares las costumbres paganas y cristianas vinculadas con la Pascua son concebidas como una simple tradición antigua. Muchas personas no saben por qué se conmemora la Semana Santa y qué significado tiene el preparar un cordero, ya sea asar la carne de cordero o preparar uno de masa dulce. Y menos saben todavía que este animal es uno de los símbolos principales de la Pascua”.

A pesar de la paulatina desaparición de algunas de las costumbres que fueron conservando nuestros antepasados, ya tengan raíces en el cristianismo o provengan de los tiempos paganos, el cordero, sobre todo el de masa dulce, no deja de acompañar la Pascua en la República Checa. Se encontrarán con él en los hogares, en las panaderías, los grandes centros comerciales y las estatuillas de ese animal, al igual que los huevos pintados, suelen decorar también diversos comercios y lugares. Son símbolo de la primavera y de una nueva vida.

19-04-2019