El fabricante de neumáticos coreano Nexen desembarca en la República Checa

16-05-2014

El establecimiento de la fábrica surcoreana de neumáticos Nexen en la República Checa está cada vez más cerca de convertirse en un hecho. Los representantes de la región de Ústí, situada cerca de la frontera alemana al norte del país, han firmado un acuerdo crucial en relación a la venta de las tierras.

Foto: archivo de NexenFoto: archivo de Nexen De acuerdo con el diario económico Hospodářské Noviny, la inversión del fabricante de neumáticos Nexen en la nueva planta cercana a ciudad de Žatec se estima en 1,45 billones de euros, una cifra muy superior a los 831 mil millones de euros inicialmente estipulados. A pesar de que la suma ha sido prácticamente duplicada, el proceso de negociación se encuentra en los trámites finales.

Efectivamente, la región de Ústí espera formalizar el acuerdo de inversión final con Nexen el próximo 28 de mayo. Se estima que 1.000 personas serán contratadas en la planta desde el comienzo, sin embargo, está cifra podría aumentar hasta los 2.300 empleados en lo que se considera la mayor inversión extranjera en una fábrica checa.

Tras la firma del acuerdo final, la empresa surcoreana tendrá que pactar con el gobierno checo y las correspondientes agencias estatales la compensación por los recortes en el precio de venta de las tierras. Los surcoreanos consiguieron negociar la compra de la tierra por un euro el metro cuadrado, un precio 15 veces menor al establecido normalmente.

Esta disminución del precio fue decisiva para Nexen a la hora de decidirse por la región de Ústí, sobre todo ahora que la Unión Europea está limitando los incentivos checos con el objetivo de favorecer el flujo de inversiones y nuevos puestos de trabajo en regiones pobres.

Foto: archivo Hyundai NošoviceFoto: archivo Hyundai Nošovice La empresa surcoreana también escogió la región de Ústí por ser la más cercana a la fábrica de automóviles de Hyundai en Nošovice, en el extremo oriental del país, y a la planta de Kia, al otro lado de la frontera con Žilina, Eslovaquia. Además de suministrar a estas dos fábricas, Nexen también ha firmado un acuerdo de distribución con los modelos Škoda Auto Octavia y Rapid.

El hecho de que la planta de Nexen vaya a estar situada en una zona industrial ya designada, con todos los permisos de planificación y las instalaciones preparadas, fue otro factor concluyente para que la compañía surcoreana se inclinase por instalar su primera fábrica en Europa en la región de Ústí.

Independientemente del milagro económico que Corea del Sur está viviendo actualmente, el rápido crecimiento de Nexen es sorprendente. La compañía duplicó con creces sus ventas entre 2008 y 2013, llegando a ser un proveedor líder tanto en su mercado de origen como un importante exportador. Las exportaciones a Europa representan en la actualidad alrededor de un quinto de las ventas totales mientras que las ventas a Estados Unidos suponen menos de una cuarta parte.

16-05-2014