Aparecen los techos con vegetación en Chequia

26-11-2019

Un número creciente de propietarios de edificios en la República Checa cubre sus techos con pasto y otra vegetación, a fin de reducir los efectos del cambio climático, informó el periódico Hospodářské Noviny.

Foto: Michal Šperling / Partnership foundationFoto: Michal Šperling / Partnership foundation Según la ONG Svaz Zakládání a Údržby Želeně, que asocia a los arquitectos paisajistas del país, el año pasado había cerca de 250 000 metros cuadrados de superficie de techo verde, casi el doble que en 2016.

Los techos verdes son una de las medidas más populares para reducir el efecto de las olas de calor de verano cada vez más frecuentes. La vegetación plantada en los techos mantiene los edificios más frescos al reducir el flujo de calor a través del techo y dentro del edificio y también reduce la cantidad de agua de lluvia que se descarga en las alcantarillas.

Entre otras cosas, los techos verdes también ayudan a prevenir la aparición de las llamadas "islas de calor", áreas urbanas que son significativamente más cálidas que las áreas rurales circundantes. Según el diario Hospodářské Noviny, la diferencia de temperatura entre los techos normales y los verdes puede ser de hasta 40°C.

Si bien el número de techos cubiertos de vegetación en la República Checa sigue aumentando, su número sigue siendo muy bajo en comparación con otros países europeos, dijo al diario Pavel Dostál, de la asociación de arquitectos paisajistas.

Mientras que en la República Checa, hay alrededor de 240 000 metros cuadrados de superficie de techo verde, en Berlín hay alrededor de cuatro millones de metros cuadrados y en Viena, alrededor de 2.6 millones.