A pesar de la sequía, la cosecha de manzanas es buena

12-11-2018

Como ya se había anunciado, la recolección de manzanas este año será, a pesar de la sequía del verano, excepcional. Sin embargo, es la ola de calor, responsable de su tamaño, lo que ha planteado problemas a los agricultores quienes tendrán que bajar los precios.

Foto: Kristýna MakováFoto: Kristýna Maková Se trata de una recolección de manzanas que duplica la del 2017 pero que los comerciantes no anhelan. Las cadenas comerciales no quieren comprar frutas con menos de 6.5 centímetros. No obstante, dos tercios de la excepcional cosecha no pueden encontrarse ya en las tiendas. La causa principal de este pequeño tamaño son las malas condiciones climáticas de este año.

En general, las manzanas pequeñas están destinadas a productos procesados, pero como lo indica el presidente del Sindicato de Productores de Frutas, Martín Ludvík, la cosecha es tan importante que muchas manzanas no podrán pasar por este proceso.

“En condiciones normales, estas manzanas son recolectadas y vendidas para la producción de jugo de fruta o de concentrados, pero este año nos tuvimos que enfrentar a un problema. Dos tercios de nuestra producción terminarán siendo procesadas. Debido a la sequía, la cosecha para la industria de procesamiento es enorme y los precios son muy bajos. Algunas empresas procesadoras ya no están comprando manzanas”.

Es por esto que los cultivadores pueden encontrarse en una situación financiera difícil, por eso hay quienes optan por procesar sus propias frutas.

Los huertos representan 14 134 hectáreas de la superficie de la República Checa, de las cuales 9075 hectáreas son manzanos. El valor de las manzanas en Chequia supera cada año los 38 millones de euros.

12-11-2018