Kvitová buscará su segundo triunfo en la Copa de Maestras

20-10-2014

La tenista Petra Kvitová participará este año por cuarta vez consecutiva en la Copa de Maestras. La checa de 24 años de edad, que triunfó en el prestigioso torneo en 2011 al superar en la final a la bielorrusa Victoria Azarenka, comenzará el torneo este martes en el partido contra la polaca Agnieszka Radwanska.

Petra Kvitová, foto: David KubíčekPetra Kvitová, foto: David Kubíček María Sharápova, Caroline Wozniacki y Agnieszka Radwanska. Estas tres jugadoras son las contrincantes de Kvitová en el Grupo Blanco del WTA Championship que comienza este lunes en Singapur.

La checa se enfrentará este martes en la primera jornada a Radwanska, que se convirtió en una rival tradicional para la checa en la Copa de Maestras. Kvitová derrotó a la polaca en 2011 y 2013, mientras que en 2012 cayó ante ella, aunque en aquel entonces no se sintió bien y tuvo que retirarse del torneo tras este partido por enfermedad.

A pesar del bagaje positivo frente a la polaca, Kvitová resaltó que la jugadora número seis mundial es una contrincante peligrosa.

“Prácticamente cada año juego contra Radwanska en la fase de grupos de la Copa de Maestras. Es una jugadora imprevisible, lee muy bien el juego y devuelve muchas pelotas”, señaló.

El WTA Championship se juega este año en Singapur. Debido al clima ecuatorial del país asiático, el torneo se disputará en pista cubierta, lo que no le molesta a la checa, según aseguró.

“Mi entrenador me explicó que aquí se jugaba adentro por la extrema humedad. Ahora, tras mi llegada, ya lo entiendo, por qué no sería muy agradable jugar afuera. Además aquí llueve mucho, hay chubascos de continuo. A mí no me importa jugar adentro”, dijo.

La mejor tenista checa espera que su nueva raqueta de color rojinegro, que estrenará en Singapur, le ayude a reconquistar la Copa de Maestras. Un instrumento similar lo utiliza solo el suizo Roger Federer y el búlgaro Grigor Dimitrov.

“La raqueta es bonita, me gustan sus colores y a mi entrenador le encanta. De repente las pelotas que golpeo vuelan con más energía. Llevo entrenando con la raqueta una o dos semanas, se juega bien con ella”, expresó.

En 2011, Kvitová triunfó en su debut en la Copa de Maestras. Un año más tarde tuvo que retirarse por enfermedad, y la temporada pasada llegó hasta las semifinales donde la paró la china Na Li.

20-10-2014