La Galería Nacional Checa expone la colección de Vincenc Kramár

09-01-2001

Vincenc Kramár, nacido en 1877, fue un renombrado coleccionista e historiador de arte checo. Destacó como un gran conocedor del arte cubista, llegando a poseer una amplia colección de obras de Pablo Picasso, Georges Braque y otros pintores. Y precisamente a Vincenc Kramár está dedicada una exposición en el Palacio de las Ferias en Praga.

La compra de un cuadro, una obra gráfica o una estatua se puede considerar como algo más que una mera visita a una galería o a una exposición. Es sabido que quien adquiere obras de arte, tiene por ellas un sentimiento aún más profundo. La afición de coleccionar obras pictóricas no para acumular riqueza sino para el propio placer, es comparable con la creación artística. El sentido del coleccionismo más que afinar el gusto y elevar la calidad del coleccionista, es la búsqueda eterna de los valores.

Entre los mejores coleccionistas checos figura Vincenc Kramár, quien falleció hace 40 años. Lo más formidable de su colección fueron los cuadros cubistas, entre los que destacan los de Pablo Picasso, que Kramár consiguió gracias a una profunda amistad con el famoso pintor catalán. Kramár empezó a coleccionar obras cubistas ya en el primer decenio del siglo XX, siendo el primer historiador de arte checo en descubrir la fuerza y el valor de aquella nueva corriente pictórica.

Sin embargo, Vincenc Kramár no se interesó solamente por el arte moderno, reuniendo también en su colección obras de Paul Cézanne, August Renoir o Juan Gris, de las postrimerías del siglo XIX. Como historiador de arte se especializó en la pintura gótica y barroca. Publicó un gran número de tratados sobre los cuadros de El Greco, la escultura gótica y la obra de Rembrandt. En 1937 expresó su credo con las siguientes palabras: "Al fin y al cabo, el arte es solamente uno; no se puede entender el arte moderno sin conocer el antiguo".

Por ese motivo la muestra instalada en el Palacio de las Ferias se llama "Vincenc Kramár: Desde los maestros antiguos hasta Picasso". La exposición está organizada por la Galería Nacional de Praga, en cooperación con el Museo Picasso de París y el Instituto de la Historia de Arte de la Academia de Ciencias de la República Checa.

Además de documentar el afán coleccionista de Vincenc Kramár y su aporte a la historia de arte, la exposición le presenta también como a uno de los directores de la Galería Nacional de Praga. Kramár desempenó este cargo entre los años 1919 y 1939, es decir, en la Checoslovaquia de Entreguerras. Bajo su dirección, la institución vivió un período de auge, durante el cual entabló estrechas relaciones con las galerías, museos y salas de subastas más prestigiosas del mundo. Gracias a los esfuerzos de Vincenc Kramár, la Galería Nacional logró reunir en sus colecciones cuadros de los pintores más célebres, como Francisco Goya, o de los maestros holandeses del siglo XVII.

Cabe agregar que la exposición "Vincenc Kramár: Desde los maestros antiguos hasta Picasso", en el capitalino Palacio de las Ferias, cerrará sus puertas el 28 de enero, y en el marco de las "Jornadas Checas" en Francia se trasladará en la primavera del 2002 al Museo Picasso de París.

09-01-2001