Embajada de España celebra amistad musical en el ciclo “Octubre Musical checo-español”.

Halíř trío fue el encargado de representar la unión cultural entre España y Chequia mediante un concierto, celebrado con motivo del centenario de la fundación de Checoslovaquia, en el cual se interpretó música clásica tanto de compositores checos como españoles.

Agrupación Halíř trío, foto: Miguel AlonsoAgrupación Halíř trío, foto: Miguel Alonso Los compositores Enrique Granados, Antonín Dvořák y Consuelo Díez Fernández fueron los protagonistas de un concierto de música clásica realizado este martes por el Instituto Cervantes de Praga.

La ocasión fue el aniversario de los 100 años de la fundación de Checoslovaquia y las relaciones checo-españolas ya que durante el próximo año estos dos países cumplirán también 100 años de haber establecido sus relaciones diplomáticas.

El Halíř Trío fue el grupo musical interprete del concierto, se trataba de la elección perfecta si se tiene en cuenta que está conformado por un español, un checo y una eslovaca. Hablamos con Eduardo García Salas, quien es el violinista de la agrupación y nos contó sobre su participación en este concierto.

Halir trío en el Instituto Cervantes, foto: Melissa CastañoHalir trío en el Instituto Cervantes, foto: Melissa Castaño “Este año estamos celebrando en este concierto los 100 años del nacimiento de Checoslovaquia, en 1918, y que mejor manera que uniendo compositores españoles con compositores checos, entonces creo que es un acierto elegIr las obras de nuestro cd que es de Antonín Dvořák, el trío que estrenó Haliř en Alemania, y luego el trío de Enrique Granados que es de Lleida, de mi ciudad natal, en España”.

Eduardo explica cómo llegaron a intepretar la música de la compositora española Consuelo Díez Fernández, que fue una de los asistentes a la velada.

“Muy curiosa la historia de la tercera compositora, que es Consuelo Díez, ya que nos regaló el año pasado su obra, un trío escrito en 1982 y estábamos en Quintanar de la orden en el festival de Castilla la Mancha y bueno es muy bonito poder juntarlo con Antonín Dvořak, y con Granados, que además está aquí presente”.

El músico español también habló de los artistas y compositores que se destacan en Chequia y en España en música clásica. Comentando que en ambos países se tiene admiración por el talento musical que sale tanto de la República Checa como de España.

“En música clásica hay compositores checos que destacan en España, Antonín Dvořák, Leoš Janáček, Bohuslav Martinů y Bedřich Smetana, los que destacan en España y en todo el mundo, y al revés, los españoles pues los clásicos españoles Falla, Albeniz y Granados”.

Asimismo, agrega que las relaciones checo-españolas se remontan a muchos años e incluso siglos atrás y dice que se ha tratado de una conexión que ha compartido muchas cosas a lo largo del tiempo.

Ana Podolska, foto: Melissa CastañoAna Podolska, foto: Melissa Castaño “Yo creo que la relación pues siempre ha estado, lamentablemente yo soy un poco monarquico y en ese sentido en 1918 se rompe el imperio Austrohúngaro, entonces nacen varios países ¿verdad?, Hungría, Checoslovaquia, pero hasta entonces la relación con España ya es enorme, un montón de condes que se casan aquí, el niño jesús de Praga que viene aquí y un montón de escudos y banderas que uno puede encontrar en los diferentes sitios de la República Checa”.

Expresa que para él es un gusto como español poder observar que aquí en Chequia es visible la relación con España, por ejemplo en la arquitectura o en las iglesias, pues siente que su hogar y corazón pertenecen a los dos países.

“Para un Español que vive aquí es un placer ir andando por Praga y ver antiguos edificios, me viene a la cabeza ahora Monserrat en un monasterio aquí en Praga, en la igesia emaus y se ven los angelitos como cierran la montaña de Monserrat entonces tú estás en tu casa, en tu pueblo”.

José Miguel de Lara Toledo, Consejero de Asuntos Consulares y Culturales de la embajada de España habló con Radio Praga sobre el ciclo musical celebrado en el mes de octubre en el Instituto Cervantes.

“El ciclo musical que hemos hecho entre el Instituto Cervantes y la Embajada de España este mes de octubre responde al interés que tenemos ambas instituciones en juntar lo checo y lo español en un año muy significativo, sobretodo para los checos, puesto que cumplen 100 años desde el nacimiento de Checoslovaquia y también empezar a enganchar esta serie de actividades desde este final de año con el año que viene, cuando celebramos los 100 años de relaciones diplomáticas entre la República Checa y España”.

De Lara profundiza en las relaciones bilaterales checo-españolas, si bien dice que ambos países han estado en contacto desde la Edad Media, en ese entonces se trataba de reinos o imperios y no concretamente de España y República Checa como naciones. Es por esto que dice que se debe tener en cuenta estas relaciones después de la Primera Guerra Mundial, cuando Checoslovaquia ya se había fundado.

“Evidentemente cuando hablamos de relaciones políticas o diplomáticas siempre tenemos que hacer referencia al nacimiento de Checoslovaquia después de la Primera Guerra Mundial, entonces, sí, nuestras relaciones tienen siglos como pueblos e incluso políticamente las relaciones entre las familias reales de la entonces Bohemia y la familia real española o de la aristocracia española y de comerciantes, pero desde luego estos últimos cien años sí que han sido con la República Checa como tal, con Checoslovaquia, puesto que se fundó después de la Primera Guerra Mundial”.

Halir trío en el Instituto Cervantes, foto: Melissa CastañoHalir trío en el Instituto Cervantes, foto: Melissa Castaño En cuanto al estado de las relaciones actuales, agrega que están en un buen momento y que existen varias cosas que los conectan, como por ejemplo, la educación, la cultura y su pertenencia a la Unión Europea. “Podemos decir que se encuentran probablemente, no me atrevería a decir que en su mejor momento, pero sin duda que desde la entrada de la República Checa también en la Unión Europea y la entrada de la República Checa en la OTAN hay un grupo de relaciones, digamos políticas, en el que ya tenemos muchos elementos en común y son unas relaciones bilaterales que no tienen ningún punto de conflicto y que, al contrario, han encontrado en la cultura y en la educación, en aspectos de muchísima valía, puntos en la relación bilateral que son los más importantes hoy en día de la relación”.

La fecha del nacimiento de los cien años de relaciones diplomáticas checo-españolas se dio el 9 de junio de 1919, cuando el embajador español en Francia, en las negociaciones de Versalles, se acercó al representante del gobierno checo para decirle que España reconocía a Checoslovaquia. Durante el próximo año la Embajada de España realizará una serie de activades para celebrar este gran acontecimiento.

En el día de ayer se dio una casualidad casi perfecta, ya que los años de creación de las canciones compuestas por los músicos checo-españoles tenían un intermedio exacto de 100 años desde su composición entre cada uno de sus autores. Un detalle que terminó siendo la cereza en el pastel de esta memorable noche.