Científicos checos desvelan aspectos desconocidos del comportamiento de las células cancerosas

05-05-2005

Expertos checos han publicado en la prestigiosa revista Nature un espectacular descubrimiento sobre el comportamiento de las células cancerosas. Dicho descubrimiento podrá revolucionar el tratamiento de los tumores.

El equipo del científico checo Jirí Bartek, compuesto por sus compatriotas, trabaja en Dinamarca, en el Centro danés para la investigación del cáncer, con sede en Copenhague. Los especialistas checos se han centrado en el estudio de los mecanismos mediante los cuales las células se defienden ante la proliferación cancerosa.

Los tumores malignos surgen como resultado de la división incontrolada de las células. El "enloquecimiento" de las células es provocado por diversos factores, como la actuación de sustancias químicas carcinógenas o, en el caso del cáncer de piel, la radiación solar.

Hasta ahora los especialistas sabían que en las células actúan unas proteínas especiales que como policías imponen orden a la célula que tienda a la mutación cancerosa e incluso- si es peligrosa- la obligan a suicidarse.

Sin embargo, seguía siendo un enigma cómo las proteínas- policías detectan que una célula va por mal camino y que es propensa a convertirse en una célula cancerosa.

Precisamente este enigma ha sido desvelado por los científicos checos que trabajan en Copenhague. El espectacular descubrimiento podrá revolucionar el tratamiento del cáncer.

Al copiarse la información genética durante la división celular, se producen algunos errores que las células saben reparar solas. En caso de que el número de errores sea excesivamente elevado y el proceso de copia de la información genética sea caótico, es hora de tocar alarma. Las proteínas - policías se despiertan e intervienen.

¿Qué hacen? Impiden a la célula dividirse o la obligan a suicidarse. Sin embargo, a veces las proteínas- policías no logran detener la división de una célula enloquecida que degenera en cáncer.

Y es que las células rebeldes y enloquecidas disponen de mecanismos mediante los cuales pueden en ciertas circunstancias evitar la intervención de las proteínas- policías que intentan imponer orden a la célula. El profesor Jirí Bartek ha estudiado también estos mecanismos con los cuales las células en vías de convertirse en cancerosas, burlan a las proteínas vigilantes.

Comprender perfectamente cómo las células locas burlan a sus policías internos puede desempeñar un importante papel en la creación de métodos más eficazes en el tratamiento de tumores. Los experimentos de laboratorio han revelado que detectar a tiempo el sistema de resistencia de las células cancerosas permitirá diagnosticar el cáncer en una fase más temprana que ahora e iniciar también más temprano el tratamiento.

05-05-2005