21-10-2004

"El Telekom Checo prepara el proyecto Hogar Digital", "La bioingeniería se propone crear tejidos humanos artificiales", "Simulador para los entrenamientos de golf"- éstos son los temas que les ofrecemos en la presente edición.

Hogar Digital

La empresa Telekom Checo está trabajando sobre el proyecto "Hogar Digital" del que espera la revitalización de las líneas fijas. El proyecto supone la instalación en los hogares de un centro de entretenimiento que funcionará como cine doméstico o televisor y servirá además para jugar los vídeojuegos.Dicho centro se conectará a la red a través de una línea fija y el usuario podrá bajar películas, música o juegos de ordenador.

Bancos de Tejidos

El llamado tejido artificial podrá prestar en un futuro cercano una inestimable ayuda en el tratamiento de pacientes que padecen dolencias graves o hayan sufrido un accidente. Sobre este tema discutieron en Praga decenas de científicos y médicos de toda Europa, en el congreso de la Asociación Europea de Bancos de Tejido.

La bioingeniería se propone crear un tejido humano artificial. Éste se obtiene colocando sobre un soporte las células del receptor. Cuando se perfeccione este método, será posible sustituir tejidos tales como cartílagos, piel, hueso y quizás un día hasta una válvula cardíaca. A partir de las células del paciente será posible crear un tejido nuevo y construído a medida.

Se prevé que el tejido artificial se obtenga en un laboratorio, tras lo cual se colocaría en el lugar afectado en el cuerpo del paciente. Y al no tratarse de material biológico extraño, no se produciría la reacción biológica de rechazo.

Los bancos de tejidos checos participan en el desarrollo de estos novedosos métodos. Por ejemplo, el banco de tejidos de la metrópoli morava, Brno, implanta determinadas células a pacientes con problemas ortopédicos.

Simulador para los entrenamientos de golf

El simulador para los entrenamientos del golf, el llamado Golf Mobile Boomerang, puede cumplir el sueño de muchos empresarios checos de moverse con soltura en los campos de golf y en los verdes prados concluir con sus compañeros de juego negocios multimillonarios.

Quien no sepa jugar golf, en no pocos casos no tiene oportunidad para mantener conversaciones informales sobre los negocios. Practicar este deporte es indispensable para que los negocios marchen bien. Y si no sabe practicarlo, el hombre de negocios puede aprender fácilmente con el simulador Golf Mobile Boomerang, opina el inventor de este ingenioso equipo, Zdenek Pribyl.

Gracias al simulador, los golfistas necesitan para practicar sólo una superficie de aproximadamente 40 metros cuadrados. Además, ahorran nucho ya que no tienen que gastar decenas de miles de coronas por cursos de golf. En el simulador aprenden los fundamentos y después pueden dirigirse tranquilamente a un campo de verdad. El inventor ya ha ofrecido su invento a las escuelas de managers.

El Golf Mobile Boomerang es muy cómodo para los usuarios. El golfista ni siquiera necesita recoger la pelota. En el prado se coloca una caja de 4 kilos y medio con una vara guía a la cual está atada con una cuerda la pelota.

Una vez disparada la pelota, el equipo la hace volver al golfista. Un dispositivo digital muestra, a raíz de la potencia del golpe, a qué distancia volaría la pelota en la realidad, si no la detuviera la cuerda.

El ex atleta, jugador de hockey y entrenador de equipos juveniles de esta disciplina, Zdenek Pribyl, empezó a jugar golf cuando ya era mayor. La idea de construir un simulador se le ocurrió cuando se sucedían sus intentos fracasados y las pelotas disparadas acababan en las ventanas de las casas vecinas. Gracias a su ingenioso simulador el inventor juega ahora el golf como un huésped del hotel Ritz.

21-10-2004