Informaciones diarias Noticias

01-05-2004

La República Checa vivió su primer día en la Unión Europea

La República Checa vivió este sábado 1 de Mayo su primer día en la Unión Europea, formando ahora parte de una comunidad de 25 Estados en que viven 450 millones de habitantes. La adhesión a la Unión Europea fue aprobada el año pasado por los ciudadanos en un referéndum. La República Checa es miembro de la Unión Europea a partir de las 00:00 horas del sábado, hora local. Los checos vivieron el histórico momento en diversas festividades que tuvieron lugar en todo el país. Juntamente con la República Checa se han incorporado a la Unión Europea Eslovaquia, Polonia, Hungría, Eslovenia, Letonia, Lituania, Estonia, Malta y la parte griega del Chipre.

La ampliación de la Unión Europea se festejó este sábado también en las fronteras. El primer ministro, Vladimír Spidla se entrevistó en la comarca checo- alemano-polaca de Trojmezí con el canciller alemán, Gerhard Schröder, y con su colega polaco, Leszek Miller. Después asistieron a los festejos de la ampliación en Dublín, capital de Irlanda, que preside ahora a la Unión Europea.

En Praga se celebró este sábado una asamblea solemne en el palacio de Rudolfinum y en el Jardín de Wallenstein tuvo lugar una fiesta popular. Continuó también el festival musical internacional United Islands of Prague.

Primer ministro Spidla festejó los primeros momentos del ingreso con los praguenses

El primer ministro, Vladimír Spidla, firme partidario de la integración europea, vivió el momento del ingreso en la Unión Europea juntamente con miles de personas en la Plaza de la Ciudad Vieja, en Praga.

"Con la entrada en la Unión Europea se abren ante nosotros amplias perspectivas y estoy seguro de que sabremos responder a este reto. Estimados conciudadanos, ¡Buenos días en la Unión Europea!"

En el centro de la metrópoli checa, los habitantes de la capital y los turistas festejaron la adhesión en un concierto en que se presentaron destacados cantantes y grupos. Los segundos que quedaban para el ingreso los descontaba el reloj astronómico en el Ayuntamiento de la Ciudad Vieja de Praga. Los praguenses y los visitantes de la capital pudieron disfrutar de unos magníficos fuegos artificiales. El espectáculo luminoso de 15 minutos de duración presentó simbólicamente a Praga, a la República Checa y a la Unión Europea.

Presidente Klaus advierte ante las expectativas exageradas

El presidente de la República, Václav Klaus, conocido por su escepticismo hacia la integración europea, pasó los primeros minutos después del ingreso en la Unión Europea en la cima del mítico monte de Blaník, símbolo del patriotismo checo. En una breve alocución apeló a los ciudadanos a que superen las divergencias y trabajen esforzadamente. Al mismo tiempo advirtió ante las expectativas exageradas en relación con el ingreso en la UE.

"Para todos nosotros esta es una nueva experiencia. Debemos tener presente, sin embargo, que cuando se abren las puertas suele haber corriente de aire.Tratemos de que esa corriente no nos afecte. Seamos optimistas y confiemos en nuestra capacidad de hacerle frente,"dijo Václav Klaus.

Termina la división de Europa

En las fronteras comunes con Alemania, Austria, Polonia y Eslovaquia, los checos y sus nuevos vecinos comunitarios festejaron la ampliación de la Unión Europea y el fin de la división de Europa. En la comarca, denominada Trojmezí, donde confluyen las fronteras de la República Checa, Alemania y Polonia, asistieron a los festejos 20 mil personas, en su mayoría alemanes.

Con motivo de la adhesión de la República Checa a la Unión Europea se movilizan también sus adversarios

Unos 150 adversarios de la Unión Europea realizaron una marcha por el centro de Praga, precedida por una manifestación al pie de la estatua de San Venceslao, en la homónima plaza céntrica. Los participantes de la protesta, convocada por el partido Unión Nacional, exhortaban a boicotear las elecciones europeas y pedían la dimisión del gobierno eurooptimista del primer ministro Spidla. Los extremistas se dirigieron después a la Plaza de la Ciudad Vieja de Praga donde el derechista Frente Patriótico celebró una manifestación en contra de la incorporación a la Unión Europea. Los manifestantes corearon durante la marcha lemas como "!Bohemia a los checos!", "Skinheads" y "!No queremos Bruselas!"

Anarquistas protestaron contra el ingreso

Contra el ingreso de la República Checa en la Unión Europea protestaron este sábado en Praga unos 300 anarquistas, durante su tradicional manifestación del 1 de Mayo. Uno de los principales oradores, un joven en pasamontañas, afirmó que los políticos checos optaron por la adhesión a la Unión Europea movidos por el interés de proteger al capital. A juicio del anarquista, está surgiendo la fortaleza Europa, un club de los elegidos que se cierra ante el resto del mundo.

El primer bebé tras el ingreso en la UE nació en Bohemia del Sur

El primer bebé nacido en la República Checa tras el ingreso en la Unión Europea es el muchacho Nikolas que llegó al mundo en la ciudad de Jindrichuv Hradec, Bohemia del Sur, ocho minutos después del histórico momento de la adhesión que tuvo lugar a las 00:00 horas, hora de verano centroeuropea. Cinco minutos más tarde nació en el este del país, en la ciudad de Ostrava, la niña Markétka. Kamila, de Sternberk, en Moravia, es el tercer bebé nacido en la República Checa como ciudadano comunitario.

Restaurantes encarecen sus servicios

Muchos restaurantes checos han subido a partir de este sábado los precios debido al aumento del IVA aplicado a partir del 1 de mayo sobre sus servicios. Aquellos dueños de los restaurantes que no han alterado los precios lo hacen en detrimento de sus beneficios y en los próximos días procederán también a los aumentos.

A la UE debemos entrar con alegría y optimismo

Los habitantes de Moravia, parte oriental de la República Checa, festejaron la entrada de su país en la UE con numerosas actividades. El alcalde de la ciudad de Olomouc, Martin Tesarík, acudió a un encuentro con los ciudadanos en un traje popular típico de la región de Haná. "A la Unión Europea debemos entrar con alegría y optimismo," sostuvo Tesarík. Desde Toronto, Canadá, llegó a la ciudad morava de Zlín Tomás Bata Junior, hijo del fundador de la fábrica local de calzado, para participar en los festejos con motivo de la adhesión a la Unión Europea. Según Bata, la membresía en la Unión será beneficiosa y enriquecerá tanto a la República Checa como a los países comunitarios.

01-05-2004