Xolotl, un noble azteca en la corte checa

Xolotl Martínez es un jefe azteca descendiente de una familia tradicional xochimilca, entre los que se cuentan algunos de los fundadores de la Ciudad de México. Xolotl está de visita en Praga, dirigiendo unos talleres sobre la cultura original de su pueblo, que incluye medicina tradicional, filosofía y danza.

Xolotl MartínezXolotl Martínez Xolotl Martínez llegó a Praga hace un par de semanas, invitado por unos amigos checos que le visitaron en México. Ellos vieron su trabajo, sus prácticas ceremoniales y sus bailes y decidieron que era algo digno de mostrar y enseñar en Chequia.

“Estoy dando talleres sobre la cosmovisión de los mexicanos antiguos, la historia no conocida, curaciones, medicina tradicional, todo lo que forma nuestra tradición. Mi familia es de Xochimilco, mis abuelos son originarios de ahí y que yo recuerde todos venimos de una familia tradicional. El pueblo xochimilca, de los siete pueblos que llegaron al valle de la Nahuatl, son los que fundaron la ciudad de Xochimilco y de alguna manera pues sí, somos gente de tradición”.

Aunque dentro de las prácticas milenarias de su pueblo, la medicina tradicional es una de las más difundidas, él no se considera un chamán.

“A la gente le gusta mucho utilizar el chamanismo, el chamán, es como la moda, y yo siempre les estoy diciendo que esa palabra entre nosotros no vale, porque no es de nuestro idioma, ¿no? Y les trato de explicar los diferentes niveles de sanadores, porque hay gente experta en plantas, hay gente experta en el cuerpo, hay gente que cura con cantos, en fin, hay muchos tipos de sanadores”.

Xolotl MartínezXolotl Martínez Xolotl dice que no le extraña para nada el interés que suscita en Europa el estudio de la cultura azteca.

“Creo que el conocimiento que hemos guardado le puede servir a cualquier lugar del mundo, porque son tradiciones muy valiosas para los tiempos modernos, para la salud, para reencontrarse con la naturaleza, prácticas de sanación, prácticas de danza, todo esto le encanta a la gente ahorita que se está abriendo, especialmente en Europa”.

La semana pasada, Xolotl participó en la ceremonia de celebración del Grito de Independencia que organizó la Embajada de México en Chequia. Brindó una danza tradicional, que él mismo explica.

“Es una danza ritual que tiene que ver con la cosmovisión de los antiguos mexicanos. Si tú te diste cuenta, llegó el joven que me acompaña saludando a los cuatro rumbos con un caracol mientras yo tocaba el huehuetl, había un fuego ceremonial ahí. Luego él hizo la danza del fuego, yo hice la danza del venado. Y es una danza que hacemos mucho en México. Las danzas son largas, a veces son todo el día danzando, así te vas fortaleciendo porque un danzante es casi un atleta, tiene que estar en óptimas condiciones para aguantar toda la disciplina de la danza”.

Xolotl MartínezXolotl Martínez Xolotl es uno de los líderes de su pueblo, pero asegura que hay muchos. “Cada familia tiene su representante y cada comunidad tiene también su representante. Jefe pues es algo que se le acerca. Dentro de los grupos de tradición, de alguna manera yo soy uno de ellos, de los jefes, de los guías, de los capitanes, hay varias palabras para significar esta jerarquía. La palabra nahuatl para designar a un representante de una comunidad es tecutli, yo soy tecutli, y que quiere decir el que lleva el mando”.

Además, asegura, él también viene a aprender a la República Checa.

“Estamos platicando que este intercambio que estamos haciendo pues va más allá de lo cultural, tiene que ver con lo espiritual, porque estamos trayendo nuestra tradición, que es milenaria, pero también les estamos diciendo a ellos que busquen en sus fuentes, en su tradición, que tiene que ver con los celtas, con los druidas, y queremos que nuestro intercambio sea a ese nivel, a un nivel más profundo”.

Xolotl se quedará en el país hasta el 12 de octubre, enseñando la tradición y la cultura milenaria de su pueblo, en unos talleres organizados por la fundación El Cielo en la Tierra, que han tenido gran éxito.

Foto: Gonzalo Núñez