Estudiantes checos aprenden cómo hacer negocios en español

En la Oficina Económica y Comercial de España, en Praga, concluyó esta semana un curso de comercio y negocios, destinado a estudiantes locales de economía.

Foto: Ivana VonderkováFoto: Ivana Vonderková Entre 15 y 20 estudiantes de la Universidad de Economía, de Praga, suelen asistir cada año en otoño a un curso de negocios y temas económicos, organizado por la Oficina Económica y Comercial de España en la República Checa. Su objetivo es facilitarles a los estudiantes locales una visión del proceso de negociación de contratos y temas económicos en los países hispanohablantes.

Así lo señaló en entrevista para Radio Praga Ana Lucía Vich, Consejera Jefe de la Oficina Económica y Comercial de España en la República Checa, quien dio clausura esta semana al curso de este año.

“Principalmente es acercar España a ellos, y ellos a España. Es una oportunidad muy buena porque conocen todas las fases del comercio, cómo hacer negocios en español”.

”Es un acuerdo que existe entre la Cámara de Comercio de España y la Universidad de Económicas, de Praga. Son tres titulaciones oficiales que se dan de acuerdo a unos exámenes que se hacen a posteriori. Y la idea que teníamos desde la Oficina Comercial es reforzar ese conocimiento del español a través de un curso a dock. Curso que se hace previamente y en el cual los alumnos tienen la oportunidad de acercarse a ese español de los negocios”.

El convenio entre la Oficina Comercial de España y la Universidad de Economía se firmó en los años 90, y los cursos se han ido realizando desde entonces. No obstante, desde hace unos tres o cuatro años tienen un nuevo formato, como destacara Ana Lucía Vich.

Ana Lucía Vich, Consejera Jefe de la Oficina Económica y Comercial de España en la RCh, foto: Embajada de España en la RChAna Lucía Vich, Consejera Jefe de la Oficina Económica y Comercial de España en la RCh, foto: Embajada de España en la RCh ”Un nuevo formato en el que participan empresas españolas, en el que los que saben más de cada uno de los temas se aproximan a enseñárselo al estudiante checo. Ellos estudiaron el año pasado y vienen a contárselo al estudiante de la Universidad este año. O sea, es lo más actualizado. Y el destino en principio es para aquél que se apunta a los exámenes, pero no es exhaustivo. Puedes apuntarte al curso, de hecho en la Universidad de Económicas lo quieren abrir a más estudiantes, que se apunte quien quiera, que venga, y luego es optativo si quieres hacer el examen o no quieres hacerlo”.

Una de las ponentes de este curso que comenzó en septiembre y concluyó el 28 de noviembre es Blanca Almendro, quien hace poco acabó sus estudios universitarios y ahora tiene una beca en la Oficina Comercial de España.

“Yo participé también con mis compañeros en clases enseñando marketing, todas las cuatro ‘P’ del marketing, también de recursos humanos, cómo hacer un currículum, cómo hacer una carta de presentación. Entonces es un poco participar en todas las fases de este español en los negocios, que abarca muchísimos campos”.

“Es un honor poder ser un ponente en este curso, porque los estudiantes están muy atentos, te hacen muchísimas preguntas, tienen dudas.”

Blanca Almendro considera que este ciclo de ponencias y seminarios para los estudiantes de economía en Chequia puede resultar beneficioso para ambas partes, teniendo en cuenta sus objetivos y, además, a los actuales estudiantes les puede facilitar buscarse un trabajo en el futuro.

“Principalmente es acercar España a ellos, y ellos a España. Es una oportunidad muy buena porque conocen todas las fases del comercio, cómo hacer negocios en español, para luego tener la oportunidad de efectivamente trabajar para una empresa española, aquí o en España”.

Ana Lucía Vich, apreció el gran interés que muestran los estudiantes por las conferencias y seminarios sobre temas económicos, a cargo de especialistas españoles en la materia.

Blanca Almendro , becaria y una de las ponentes, foto: Ivana VonderkováBlanca Almendro , becaria y una de las ponentes, foto: Ivana Vonderková ”Muy interesados. Es un honor poder ser un ponente en este curso, porque están muy atentos, te hacen muchísimas preguntas, tienen dudas. Están muy interesados, muy metidos en la temática de cada ponencia de cada clase. Entonces eso se agradece mucho, porque se nota el interés, el gran interés que hay por el español y el español en los negocios”.

Una de las participantes, Klára Skolková, estudiante del quinto año apreció en entrevista para Radio Praga la posibilidad de haber podido asistir.

“Me gusta mucho aprender el español, tengo mi experiencia personal, porque el año pasado estuve en Argentina. Este curso fue fenomenal para mí que no fue sólo de gramática sino también muy práctico, porque tuvimos bastantes ponentes de las embajadas y de la Oficina de Comercio. Creo que fue muy útil para todos no sólo desde el punto de vista del idioma, sino también desde el punto de vista cultural y comercial”.

Klára Skolková, estudiante, una de las asistentes al curso, foto: Ivana VonderkováKlára Skolková, estudiante, una de las asistentes al curso, foto: Ivana Vonderková Klára Skolková apuntó que estaba segura de que las experiencias adquiridas le serán muy útiles en su futura carrera profesional. Por ejemplo, cuando se habló del tema de la puntualidad para llegar a los encuentros, que en los países hispanohablantes no es tan rígida como en Centroeuropa, como apuntó.

“Bueno, aprendimos bastante sobre las maneras de hacer comercio con España y con países Latinoamericanos y es verdad que fue muy útil porque a veces sabemos hablar el idioma, pero no sabemos esas cosas, esos detalles culturales. Como lo de la puntualidad por ejemplo, es muy importante saber eso. Así podemos crear una relación de más confianza en nuestras relaciones comerciales en el futuro”.

En la charla sobre comercio y negocios con los países hispanohablantes, participó Jorge Vidal Rodríguez, Cónsul de la Embajada de Chile en la República Checa, quien apreció el interés de los jóvenes checos por el español.

“Desde la visión de Chile, la verdad es que siempre nos sorprende ver el interés de la juventud checa por aprender el español y, por supuesto que cuando uno tiene a la contraparte que habla el idioma materno de uno, para uno es un signo de acercamiento así que, por supuesto que lo apreciamos mucho”.

Jorge Vidal Rodríguez, Cónsul, Embajada de Chile, foto: Ivana Vonderková Jorge Vidal Rodríguez, Cónsul, Embajada de Chile, foto: Ivana Vonderková Por su parte, Ana Lucía Vich, jefa de la Oficina Comercial de España, insistió en que los cursos son una de las mejores experiencias que le ha tocado vivir en la República Checa.

”Por supuesto. Personalmente es una de las más bonitas que he tenido. Bueno, se me caen las lágrimas. Que cuando lo pienso, yo creo que el gran legado que dejo aquí como Consejera son muchas cosas, pero este curso es de lo que más me gusta, muy bonito, conoces bien al checo, el checo es estupendo, la Universidad de Económicas es excepcional. Y el nivel de los estudiantes de económicas y de español es buenísimo”.

“Este curso es de lo que más me gusta, muy bonito, conoces bien al checo, el checo es estupendo, la Universidad de Económicas es excepcional. Y el nivel de los estudiantes de económicas y de español es buenísimo”.

Ana Lucía Vich valoró el hecho de que algunos de los estudiantes que pasaron por un curso de comercio y negocios, organizado por la Oficina Comercial de España en Praga y aprobaron el examen correspondiente, hayan encontrado posteriormente un buen trabajo.

”Sé que sí. Sé que ya están contratados por empresas españolas, latinoamericanas, o se han ido para allá, porque previamente tenían contacto con una empresa en Latinoamérica. Se han sacado el título para decirles: “Mira tengo este título de español de los negocios”.

El Cónsul de Chile en la República Checa, Jorge Vidal Rodríguez, destacó a la vez el potencial que hay para seguir ampliando la cooperación económica y comercial de Chequia con los países hispanohablantes y, concretamente con Chile.

“Nosotros como Embajada creemos que el potencial es enorme. Hay muchas cosas que podemos hacer no solamente en cuanto al intercambio comercial, sino también en el intercambio tecnológico. Creemos que la República Checa tiene una manera de ser que es muy abordable para Chile y su tecnología es muy atractiva. Tenemos climas similares, producimos productos similares y eso facilita la inserción de la tecnología checa en Chile. Y al mismo tiempo el interés que ha demostrado la República Checa por nuestra región, por América Latina, y específicamente por Chile, nos ha demostrado que es un socio con el que debemos explorar nuevas áreas de cooperación mutua. Y el comercio va de la mano”.

Según Ana Lucía Vich, el potencial de la República Checa en el ámbito de cooperación y negocio es prometedor para todos los países hispanohablantes. Los cursos de comercio y negocios organizados todos los años por la Oficina de Comercio de España en colaboración con la Universidad de Economía, en Praga, representan un significativo aporte para el desarrollo de los contactos mutuos.