Los Piratas sufren un descenso de intenciones de voto

El movimiento ANO, del primer ministro Andrej Babiš, sigue siendo la más fuerte formación política en Chequia y, de efectuarse ahora las elecciones generales, sería nuevamente el vencedor con el 28,5% de los votos. Así se desprende de una recinte encuesta realizada por la agencia Kantar TNS para la Televisión Checa. En segundo lugar se situaría el opositor Partido Cívico Democrático (ODS) con el 15,5%.

A la vez, la encuesta demostró un marcado descenso de las intenciones de votos de los Piratas, también de oposición, quienes conquistarían sólo el 12% de los votos del electorado, un 2,2 puntos porcentuales menos que en los últimos comicios de otoño pasado.

El estudio revela que muchos miembros de los Piratas han pasado a otros partidos de oposición, por ejemplo al ODS, al de los Verdes o a la formación Alcaldes e Independientes. Este es el caso sobre todo de los electores jóvenes, entre los que el apoyo a los Piratas se redujo del 30% al 23%.