El presidente checo quema unos calzones rojos gigantes

El presidente checo, Miloš Zeman, ha quemado unos calzones rojos gigantes frente a los periodistas en el Castillo de Praga este jueves. La reunión había sido convocada por el portavoz del presidente, Jiří Ovčáček, el miércoles como una conferencia de prensa especial sin dar más detalles.

La quema de los calzones se refería al caso del grupo de arte Ztohoven, que enarboló un gran par de calzones rojos sobre el Castillo de Praga en lugar del estandarte presidencial a finales de 2015, en protesta por las políticas de Zeman.

El jefe de Estado checo dijo durante la conferencia de prensa que era hora de poner fin a la era de la lavandería sucia en la política.