El Gobierno tratará de gravar las restituciones a las iglesias

Es necesario hacer correcciones en las restituciones de propiedad a las iglesias, ha afirmado el primer ministro checo Andrej Babiš. Su partido, ANO, ha apoyado la propuesta del Partido Comunista de gravar con impuestos las compensaciones económicas a las iglesias por las propiedades que no pudieron ser devueltas.

Se reabre así la polémica por las restituciones a la iglesia católica y otras comunidades de fieles. El gobierno de Petr Nečas decidió en 2013 devolver los terrenos e inmuebles que fueron embargados a las iglesias por el régimen comunista, y compensar económicamente por las propiedades que no se podían devolver.

La restitución supuso la devolución de edificios y tierras por valor de 2.930 millones de euros y la promesa de indemnizar a lo largo de 30 años el resto de confiscaciones con un total de 2.300 millones de euros.