Chequia hará lo posible para evitar sanciones por los migrantes

El primer ministro checo, Andrej Babiš, sostuvo que su país hará lo posible para evitar que la demanda presentada por la Comisión Europea ante el Tribunal de Justicia de la UE por el tema de los migrantes tenga impacto negativo alguno sobre la República Checa.

Babiš quiere hablar del asunto con el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker durante una cena en Bruselas, planificada para el 29 de enero.

El jefe del Gobierno checo recordó que semejante postura a la de Chequia frente a la redistribución de los migrantes tiene el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk. Este dijo hace algún tiempo que las cuotas obligatorias para los migrantes no las consideraba efectivas.