Chequia destina 55 policías a Serbia y Macedonia

Un total de 55 policías checos ha partido este lunes a Serbia y Macedonia. En estos países balcánicos ayudarán a vigilar las fronteras exteriores de la Unión Europea. La República Checa emprende misiones de este tipo desde 2015.

Según el ministro checo del Interior, Lubomír Metnar, estas actividades continuarán durante la actual legislatura, por considerar el Gobierno checo que se trata de una ayuda mejor que el reparto de los inmigrantes mediante cuotas obligatorias.

Estos policías destinados en el extranjero tienen como cometido contribuir a la vigilancia de las fronteras, mantener el orden público, hacer patrullas y revisar vehículos. En sus actividades serán acompañados y dirigidos por sus colegas serbios o macedonios.