Zeman nombrará por segunda vez a Babiš primer ministro

El presidente Miloš Zeman anunció que nombrará a Andrej Babiš primer ministro por segunda vez. Babiš ganó las elecciones generales de octubre, pero la Cámara Baja no le dio el voto de confianza y gobierna en dimisión.

Andrej Babiš, foto: ČTK/Říhová MichaelaAndrej Babiš, foto: ČTK/Říhová Michaela El presidente Miloš Zeman ha vuelto a mover ficha. El hecho de que daría una segunda oportunidad al ganador de los comicios generales de octubre, Andrej Babiš, había sido anunciado tras el primer fracaso ante la Cámara Baja.

El mandatario le firmó entonces un cheque en blanco a Babiš, le dijo que le daría todo el tiempo necesario para que buscara aliados para conseguir apoyo en la Cámara Baja.

Después de un asfixiante tire y afloje de varios meses, el movimiento ANO, de Babiš, y la Socialdemocracia llegaron a una serie de acuerdos que adoquinan el camino hacia la formación de un gobierno minoritario de coalición.

En declaraciones a la Televisión Checa, Miloš Zeman se refirió a las razones que le han llevado a anunciar ahora la decisión de nombrar a Babiš primer ministro.

“En primer lugar la intención es crear una situación en la que quede claro que Andrej Babiš tiene el derecho, así como la obligación de negociar sobre la formación del gobierno. En segundo lugar deseo acelerar el proceso”.

El presidente Zeman adelantó la dirección del movimiento de su ficha, pero como buen estratega político no reveló exactamente cuándo lo haría. Dijo que sería a mediados de junio. Resulta que en la Socialdemocracia transcurre una consulta interna sobre la participación en el futuro gobierno, y el resultado se dará a conocer el 15 de junio.

El primer ministro en dimisión, Andrej Babiš, se ha limitado a comentar los pasos que le esperan. De acuerdo con la Constitución de la República, tras su nombramiento, el primer ministro dispone de un máximo de 15 días para presentar a los miembros del Consejo de ministros.

“En caso de que sea nombrado hasta mediados de junio, tendré tiempo hasta finales de junio para presentar una propuesta de Gabinete”.

Miloš Zeman, foto: foto: ČTK/Deml OndřejMiloš Zeman, foto: foto: ČTK/Deml OndřejLas elecciones generales de octubre las ganó de manera holgada el movimiento ANO liderado por Andrej Babiš, quien fuera vice primer ministro y ministro de Finanzas del Gobierno de coalición dirigido por la Socialdemocracia.

A pesar del triunfo, al movimiento ANO le faltaron escaños para obtener el voto de confianza en la Cámara Baja. Andrej Babiš afronta un proceso por sospecha de fraude con subsidios europeos, y esta situación le ha descalificado a la hora de formar alianzas con otros partidos.

Las únicas formaciones dispuestas a sumarse al proyecto de gobierno de Babiš han sido los comunistas, el partido antiinmigración por la Democracia Directa y la Socialdemocracia que depende ahora del plebiscito interno.

En caso de que los socialdemócratas den su visto bueno, ocuparían cinco carteras ministeriales, al tiempo que los comunistas respaldarían al Gobierno desde la sombra a cambio de dosis de poder.

El eventual triunfo del NO en la consulta socialdemócrata puede desembocar en elecciones anticipadas o en un gobierno minoritario apoyado por fuerzas opuestas a la OTAN y a la Unión Europea.