Se limita el acceso a la torre con el reloj astronómico

Subir a la torre del Viejo Ayuntamiento de Praga con el reloj astronómico, situado en pleno centro de la capital checa, será limitado durante el próximo año y medio. El motivo es el inicio de la planificada reparación general del histórico inmueble, que comenzó hace unos días.

Foto: ČTKFoto: ČTK El Ayuntamiento de la Ciudad Vieja de Praga que data del siglo XIV, con su torre gótica y el reloj astronómico del siglo XV, es uno de los lugares de la capital checa que más visitan los turistas. Durante los próximos 18 meses sin embargo estos recorridos serán más cortos, debido al inicio de las obras de reparación de una parte del inmueble, o sea, de la torre con el reloj astronómico.

En días pasados la torre fue rodeada por una cerca de seguridad, y comenzaron a ser levantados también los andamios. La actual reparación será una de las mayores de los últimos decenios. Estará dividida en tres etapas, y su coste se calcula en más de 1,8 millones de euros. La etapa inicial del retoque incluye en primer lugar el techo de la torre, indicó el portavoz de la Alcaldía Mayor de Praga, Vít Hofman, al enseñar a la Radiodifusión Checa el lugar.

”Nos encontramos en el piso más alto de la torre del Ayuntamiento de la Ciudad Vieja, más arriba todavía está ya el techo. Aquí se puede ver encima una campana que también será sometida a un retoque, al igual que las demás. Serán pulidas como mínimo para que vuelvan a resplandecer. Mucho más necesaria es la reparación del techo, porque éste está en muy mal estado y entra agua por él. Queremos impedir eso, para proteger los interiores de la torre”.

Foto: ČTKFoto: ČTK Importantes cambios esperan también a la galería de la torre, que ofrece una hermosa vista panorámica de Praga, según acotó Hofman.

“En la galería serán instaladas unas rejas de acero que, sin embargo no impedirán a los turistas tener una buena vista de Praga y tomar las fotos que quieran. Reparada será igualmente la iluminación, porque las luces que hay allí ahora no tienen nada que ver con el lugar histórico, y queremos cubrir asimismo un canal de desagüe que hay aquí y que al llover se llena de agua y los turistas quedan con los pies mojados”.

Para la segunda fase de las reparaciones se cuenta con la remodelación de la capilla de la torre, como señala Jan Wolf, concejal del Ayuntamiento de Praga para asuntos de Cultura.

”Al entrar en la capilla se pueden ver unas fisuras en las paredes y el techo. La capilla se inclina además en dirección a la Plaza de la Ciudad Vieja, lo que se debe a las bombas que el 5 de mayo de 1945, a finales de la Segunda Guerra Mundial, destruyeron una parte del edificio del Ayuntamiento y dañaron también estos interiores. En los años 50 la capilla fue restaurada, pero desde el punto de vista tecnológico actual no muy bien. Ahora queremos aligerar este sitio para eliminar su inclinación”.

Foto: ČTKFoto: ČTK La reparación del mecanismo y las decoraciones exteriores del reloj astronómico de Praga, así como una limpieza general del revoque de la torre, conforman la tercera fase de la restauración del inmueble. Petr Skála, experto relojero, sostiene que se cuenta con una reparación general de todo el mecanismo del reloj astronómico.

”El reloj dispone actualmente de una impulsión eléctrica con cadenas del año 1948. Esto será eliminado y en el mecanismo será reinstalada la impulsión histórica original de madera y con contrapeso de piedra. Otros cambios serán visibles, ya que se harán en los exteriores del reloj. Ciertas partes que ya están corroídas serán sometidas a una limpieza primero y posteriormente pintadas de nuevo según un diseño del año 1570 que se ha conservado, y otros retoques se harán en base a fotografías históricas del reloj”.

El proyecto de reparaciones de la torre del Viejo Ayuntamiento de Praga con el reloj astronómico prevé que el inmueble volverá a resplandecer ante el público en septiembre de 2018.