Especiales Las obras maestras del escritor Václav Havel

21-12-2011 14:36 | Gonzalo Núñez

Aunque su faceta de político y líder de la Revolución de Terciopelo haya eclipsado al dramaturgo y ensayista, la traductora Monika Zgustová sostiene que no hay que olvidar que Václav Havel fue antes que nada un escritor. Y de los buenos. En la siguiente entrevista, hacemos un repaso a los hitos en la carrera literaria del recientemente fallecido ex presidente checo.

Descargar: MP3

Monika ZgustováMonika Zgustová La escritora e hispanista Monika Zgustová acaba de terminar la traducción al español de ‘La Retirada’, la última obra teatral que publicó en vida Václav Havel.

Y no por ser una obra crepuscular en la trayectoria del afamado héroe de la Revolución de Terciopelo y primer presidente checo, merma su calidad literaria. Al contrario. ‘La Retirada’ está entre sus mejores trabajos, afirma categórica Monika Zgustová.

“Creo que es una obra maravillosa. Yo diría que de todas es su mejor obra teatral. Porque tiene de todo, tiene sentido del humor, tiene el sentido profundo de la condición humana, que Havel siempre tiene por debajo del sentido del humor. Siempre, de alguna manera, habla de sí mismo, como intelectual que es. En esta obra, que en el fondo es trágica, él se ríe mucho de sí mismo también”.

El encanto de ‘La Retirada’, obra que se transformó en el trampolín para que Havel también saltara al cine, radica en su tema, no muy explorado por otros dramaturgos, ya que su autor se basó en su experiencia como político para escribirla.

“Habla de una situación muy poco común entre los dramaturgos, que es la retirada de un político de su función y su sustitución por otro político. La obra se llama ‘Odchazení’, que yo he traducido como ‘La Retirada’, o sea que no solo el político se retira de su función sino que también la gente que está alrededor de este político, todos ellos se retiran de su entorno para ponerse en el entorno del sustituto, del nuevo político, que puede tener unas ideas absolutamente opuestas al anterior”.

A Monika Zgustová le encanta ese crisol de influencias que deja entrever ‘La Retirada’, para convertirse en un texto original y único.

“Por todo eso encuentro que la obra es genial, está muy bien escrita, con muchísima gracia, es muy innovadora. Es como una especie de collage que va desde Chéjov hasta Shakespeare. Y al mismo tiempo es Havel mismo, con sus juegos de palabras, con sus juegos lingüísticos, con sus grandes innovaciones, que no se parecen a nadie de antes ni de la contemporaneidad”.

Pero Monika Zgustová también es responsable de una versión en español de ‘Cartas a Olga’, quizás si el libro más famoso de Havel en todo el mundo, ya que es una recopilación de la correspondencia epistolar que tuvo con su mujer cuando era ‘huésped’ de las cárceles del régimen comunista.

‘Cartas a Olga’ ha sido uno de los grandes desafíos a los que se ha enfrentado en su trayectoria como traductora y hasta el propio Havel se sorprendió de que haya podido verterlas al español como recuerda.

“Me dijo: pero si en estas cartas yo ponía unas frases que solo podían entender mi mujer y mi pequeño círculo, que ya me conocían muy bien, pero no debería reconocer el sentido el censor de la cárcel. Y por lo tanto no podría entenderlo tampoco un lector normal porque hay cosas que no se entienden, me decía Havel. Y en cambio, dijo, usted lo habrá tenido que traducir de tal manera que lo entendiera todo el mundo, todos los lectores en español. Debe ser muy difícil, porque hay cosas muy incomprensibles”.

Pero el mérito no recae solo en Monika Zgustová, ya que como ella reconoce, recibió una considerable ayuda.

Jan LopatkaJan Lopatka “Yo le contesté que cuando tenía algún problema de estos me dirigí a un señor que se llama Jan Lopatka, un señor del círculo de Havel, uno de esos a los cuales iban dirigidas las ‘Cartas a Olga’. De hecho, él fue el primer editor de las ‘Cartas a Olga’ cuando salieron publicadas, él fue el que las puso todas juntas. Y entonces muchas veces yo le preguntaba oiga señor Lopatka, yo no entiendo aquí esto, qué quiere decir este párrafo, qué quiere decir esta frase, esta palabra. Y él con mucha paciencia me lo descifraba todo hasta que yo lo entendía, para poderlo traducir bien de tal manera que realmente fuera comprensible a todos los lectores de España y Latinoamérica, claro”.

Cuando Monika Zgustová le comentó esto a Václav Havel, a él se le iluminaron los ojos de emoción, sostiene.

“Esto se lo conté a Havel y la verdad es que él se emocionó mucho con todo este hecho. Más aún porque el señor Lopatka, no me acuerdo si en aquel momento estaba vivo o muerto, pero tenía problemas y murió, se suicidó, poco después de haber salido las ‘Cartas a Olga’ en castellano”.

Así que a la hora de hacer un balance de todo el trabajo literario de Havel, Monika Zgustová dice que es muy difícil escoger una de sus obras por sobre las demás.

“Es difícil decir esto. Yo diría que ‘Cartas a Olga’ es una de las obras maestras, seguro. Pero también me gustan sus ensayos, como ‘Palabra sobre la Palabra’, es un ensayo genial. Es el ensayo que Havel me parece en el año 90, 91, presentó como su discurso cuando recibió el premio de los libreros alemanes en la Feria del Libro de Frankfurt. Es un gran ensayo, muy válido para estos días cuando la palabra de hecho no tiene ningún valor o muy poco valor. También, por ejemplo, el ensayo emblemático de Havel, ‘El Poder de los sin Poder’. O sea que todas estas son pequeñas obras maestras”.

Por otro lado están sus obras de teatro, ya que Havel fue antes que nada un dramaturgo, explica su traductora al español.

“Y las obras de teatro también, además de ‘La Retirada’, por ejemplo ‘Largo Desolato’ es una gran obra, una gran tragedia, casi en el espíritu de las tragedias griegas que empiezan como si nada más o menos y poquito a poco la tragedia se está formando hasta que se lleva al héroe. Pues ‘Largo Desolato’ también es una obra maestra. E incluso yo diría las pequeñas obras de un acto, como por ejemplo ‘La Inauguración’, que es una obra maravillosa, y hay otra que ahora se escapa el nombre, las de los años 70, cuando Havel era disidente y trabajaba en una fábrica de cerveza”.

Además, las obras de teatro de Havel no han perdido su vigencia, comenta.

Václav Havel, foto: Oldřich ŠkáchaVáclav Havel, foto: Oldřich Škácha “Son una obras pequeñas, escritas para sus amigos, pero creo que tienen muchísima gracia y tienen una vigencia increíble para nuestros días. Y es verdad que la obra ‘La Inauguración’ la pusieron dos compañías teatrales en Madrid en la temporada del año pasado y con muchísimo éxito. Así que es una obra que todavía le gusta mucho a la gente y tienen mucho que decirle aún ahora”.

Por eso Monika Zgustová invita a todo aquel que aún no ha descubierto la obra literaria de Václav Havel, que se acerque a ella y la lea, sin miedo. Porque, de verdad, no se arrepentirán.

Compartir

Destacados

Artículos relacionados

Más

Del archivo del programa

Más

Emisión Reciente en Español

RSS

RSS y Podcasting

Nuevos canales RSS