Un 2 por ciento de las empresas checas tienen testaferro con residencia en el Ayuntamiento

Casi un 2% de las empresas checas tienen entre sus propietarios a una persona con su domicilio permanente en un ayuntamiento, es decir, oficialmente un indigente.

Foto: twobee / FreeDigitalPhotosFoto: twobee / FreeDigitalPhotos De acuerdo con un estudio de la agencia Bisnode sobre 8.200 empresas checas tienen entre sus dueños o miembros de los órganos estatutarios a personas sin una residencia clara. Se trata de gente, presuntamente testaferros, que se hallan domiciliados en el ayuntamiento u oficina municipal de su ciudad y por tanto oficialmente son indigentes.

De acuerdo con Bisnode, estos testaferros, a los que no es posible embargar ninguna propiedad, ya que oficialmente no la tienen, representan un riesgo y sus socios comerciales deberían investigar sobre su vida y sus contactos.

"Se ha demostrado que si una empresa está relacionado con uno de estos? entre comillas, vagabundos, es más arriesgado negociar con ella que con otras empresas. Este tipo de compañías son además a menudo peores pagadoras de IVA, o se enfrentan con más frecuencias a insolvencias, suspensiones de pagos o confiscaciones", asegura Petra Štěpánová, de Bisnode.

De hecho, las empresas con uno de estos testaferros tienen alguno de los mencionados problemas en un 4% de los casos, cuando la media es del 1,7%.

La gente que se domicilia en el ayuntamiento lo suele hacer para poder huir de sus obligaciones frente al Estado o sus acreedores, afirman en Bisnode, y puede tratarse también de un empresario arruinado.