Ocho de cada diez checos espera un buen año en 2018

Un 78% de los checos considera que en 2018 su situación económica no empeorará respecto a 2017, según un estudio de Broker Consulting.

Foto: Ondřej TomšůFoto: Ondřej Tomšů Una mejora económica, o al menos, estabilidad, es lo que espera la gran mayoría de los checos para 2018. No llega al 20% la proporción de encuestados que cree que su situación económica empeorará durante el siguiente año.

Los más optimistas son los jóvenes de edad comprendida entre 18 y 26 años. Un 61% de los situados en esta franja de edad espera que su situación económica mejore. Los más pesimistas con los de entre 54 y 65 años: más de una quinta parte cree que tendrá menos dinero en 2018.

"Los resultados confirman la situación general a largo plazo, en la que la economía checa crece, el desempleo es bajo y la capacidad adquisitiva es alta. El año que viene la economía va a crecer según el pronóstico del Ministerio de Finanzas más o menos al mismo ritmo y la inflación debería situarse dentro de los objetivos del Banco Nacional", sostiene el analista de inversiones de Broker Consulting Martin Novák.

Martin Novák, foto: Archivo de Martin NovákMartin Novák, foto: Archivo de Martin Novák Esta bonanza económica debería ser usada, en su opinión, para la creación de reservas financieras. El crecimiento económico serán en algún momento sucedido por una contracción de la economía. De hecho una quinta parte de los encuestados teme llegar a una caída de sus ingresos que no pueda ser suplida con sus ahorros.

"No se puede decir exactamente la cantidad de reservas necesaria, pero una regla general es que debería cubrir los gastos del hogar durante seis meses", advierte Novák.