Los checos beben más vino que antes y gastan en él más dinero

Los checos beben vino más a menudo que antes y están dispuestos a pagar más por un caldo de mayor calidad. Es lo que se desprende de una nueva encuesta sobre comportamiento del consumidor pagada por el Fondo Vinícola. El estudio también confirma una clara preferencia por los vinos checos y moravos.

Foto: Kristýna Maková, Archivo de ČRo - Radio PragaFoto: Kristýna Maková, Archivo de ČRo - Radio Praga El consumo del vino en la República Checa está cambiando, según un reciente estudio del Fondo Vinícola. Entre las nuevas tendencias destaca el hecho de que cada vez más checos aprecian el vino de calidad, lo que se refleja en la disposición a pagar más por un producto mejor. Respecto a 2012 el dinero promedio gastado al mes en vino ha ascendido en 2,4 euros, hasta llegar a los 14 euros. Así, por una botella para consumo propio, el consumidor checo es capaz de pagar de media unos 5,7 euros, 1,2 euros más que hace cinco años.

No solo se paga más por el vino, sino que este se bebe con más frecuencia, según reconoce un tercio de los encuestados. Comparado con 2012 se ha reducido el número de personas que se toman menos de dos decilitros de vino, mientras que ha aumentado la cantidad de amantes de esta bebida que se toma entre tres decilitros y la botella entera. En total se toma en promedio medio litro de vino a la semana, sobre todo por la noche.

Foto: Filip Jandourek, Archivo de ČRoFoto: Filip Jandourek, Archivo de ČRo En cuanto al origen de los vinos, sin duda los consumidores checos prefieren caldos de su tierra, vinos bohemios y moravos, a los que dan preferencia el 60% de los encuestados, argumentando su mejor sabor y calidad. De hecho el 78% conoce las marcas de denominación de origen Vino de Bohemia y Vino de Moravia.

De entre los vinos blancos, las variedades más populares con Pálava, Rulandské šedé, Chardonnay, Sauvignon y Tramín červený. De los vinos tintos los checos prefieren Modrý Portugal, Frankovka y Svatovavřinecké. También ha crecido el número de mujeres que consume vino.